ALERTA EN CONCEPCIÓN ante detención y hostigamiento a activistas populares.

Por La Zarzamora

Fotografías: Asamblea Barrio Norte

El pasado 18 de octubre, en el contexto de un cacerolazo por la conmemoración del inicio de la revuelta, fueron detenidas y detenidos en Barrio Norte, 11 manifestantes. Entre ellos se encontraban Rosy Saez, activista del feminismo popular, parte de la Asamblea de Mujeres Revolucionarias María Galindo y Claudio Melgarejo, dirigente lautarino y organizador de la olla común de la Toma Las Princesas, quienes sufrieron especial y selectivo ensañamiento de parte de los represores, siendo este el último en ser liberado hoy aproximadamente a las 14:00 hrs.

La situación ocurrió en la cancha de la Laguna Lo Custodio, en Barrio Norte, donde vecinas, vecines y vecinos del sector, se reunieron en un cacerolazo, el cual se desarrolló sin problemas y sin realizar cortes de tránsitos, ni enfrentamientos.

Cacerolazo en cancha de Laguna Lo Custodio

Al finalizar la actividad, carabineros llegó al lugar violentamente, rodeando con aproximadamente 4 represores a la activista feminista Rosy Saez. Así mismo se desplegaron en la detención de Claudio Melgarejo, quién es un ex prisionero político del movimiento popular.

La represión culminó con 11 personas detenidas, quienes fueron trasladadas a la Segunda Comisaría de Concepción, lugar en el cual denuncian fueron sometidas a burlas e insultos, así como también les fueron retenidos sus números celulares.

Las y los manifestantes fueron liberados entre las 1 y 2 a.m. sin embargo Claudio Melgrejo, continuó retenido, sin que se entregaran mayores antecedentes al respecto, lo cual artículo de inmediato las respuestas de las organizaciones populares ante esta evidente persecusión política.

Durante esta tarde activistas y asambleas territoriales, se congregaron a las afueras de la comisaría, exigiendo su liberación de Melgarejo, hecho que se concretó al rededor de las 14 hrs.

Las detenciones que fueron registradas y difundidas en redes sociales, encendieron el repudio y la alerta en las asambleas territoriales del Bío Bío, en un hecho que se suma a los ataques represivos del gobierno a las, les y los manifestantes, ataques que ya dejan nuevas víctimas fatales en la lista de esta neo dictadura.

A continuación registro de Claudio Melgarejo a la salida de la Segunda Comisaría.

Comunicado de la compañera Rosy Saez:

El día 18 de octubre nos encontrábamos en la laguna lo custodio, con los permisos respectivos, con las distancias que corresponden, efectuando un Caceroleo absolutamente tranquilo, sin interrupciones de tránsito, ni alteración del orden público.

Cuando ya dábamos por terminada la actividad efectivos policiales  de la segunda comisaría se abalanzaron rodeandonos, mostramos nuestros permisos y sin advertencia nos forzaron a detenciones violentas arrancando nos los carnet de identidad sin indicárnos  ni entender el por qué nos llevaban una vez allá , en la segunda comisaría de Concepción, nos registraron sin orden alguna incluso tocandonos sin guantes ni protocolo alguno de distancia mínima en espacios de celdas muy pequeños y sin ninguna higiene respecto a la situación de pandemia.

No existía claridad del por qué de nuestra detención
no se nos dejó llamar a nuestras familias por teléfono  y lo que consideramos de extrema gravedad que los efectivos policiales registraron nuestros teléfonos en su teléfono personal, sumado a malos tratos ofensas de grueso calibre y burlas sobre nuestro rol de dirigentes poblacionales

Denunciamos también que nuestro compañero Claudio Melgarejo fue pasado a control de detención por su condición de ex preso político, que pese a ser un luchador que contribuyo a derrocar una dictadura siguen siendo perseguidos en esta democracia viciada y represiva.

Denunciamos la persecución sistemática al movimiento popular y no sesaremos  de denunciar que la protesta es un arma de defensa ante este estado policial y militarizado que viven nuestras poblaciones. Hacemos un llamado al instituto de derechos humanos a asumir un rol de defensa de los dirigentes sociales que hoy nos encontramos ante una institución que no da ninguna garantía de respeto a protocolos ni  a la persona humana.

Nada podrá detener el avance del movimiento popular su organización y su vocación de poder. El camino está trazado y no hay vuelta atrás. A terminar lo que comenzamos.
Que se vayan todos.

Rosy Saez Asamblea Popular Barrio Norte.
18 de octubre a un año de la primavera popular

Comunicado de Asamblea Popular de Barrio Norte.

Deja una respuesta